Alquimia

INMORTALIDAD A LA LUZ DE LA ALQUIMIA Y LA BIOQUIMICA I

JORGE MENDOZA

Introducción
Tradición judeo-cristiana y longevidad
Moisés y la tradición egipcia
Alquimia y Nuevo Testamento
Alquimia y Otras tradiciones culturales
Alquimia China e Inmortalidad
Ciencia Occidental e Inmortalidad
Telómeros y telomerasa
Cáncer e inmortalidad
Reproducción e inmortalidad
Conclusiones y Notas

Tradición judeo-cristiana y longevidad

Antiguo Testamento

Las tradiciones antiguas nos hablan de que en tiempos inmemoriales existieron grandes hombres que se destacaron por sus proezas, y por su larga vida.

1
2
3
4
5
6
7
8
9
10
Adán
Set
Enós
Quenán
Mahalalel
Yéred
Henoc2
Matusalén
Lámek
Noé
930
912
905
910
895
965
365
969
777
950

En La Biblia, el profeta Matusalén es quien mejor encarna el ideal de larga vida. De acuerdo al Génesis, éste longevo profeta, octavo en la línea de descendencia desde Adán, alcanzó la avanzada edad de 969 años (Génesis 5,27)1 . Es probable que ésto no resultara demasiado extraño a sus contemporáneos, ya que en aquella época algunos superaban con facilidad la edad de 700 años, al menos los profetas, directos descendientes de Adán.

¿Qué es lo que permitía a los profetas de aquel periodo vivir de manera tan prolongada?
Un camino para responder a esta pregunta es efectuar una interpretación de estos antecedentes a la luz de la tradición esotérica. Hemos querido recurrir a ella, tomando sus elementos sustantivos, y poniendo especial cuidado en caer en la especulación.

La Biblia es una de las obras escritas que más lecturas ofrece, a consecuencia del estilo metafórico en que se encuentra redactada; y, de las múltiples ediciones y traducciones que experimentó el texto que finalmente ha llegado a ser el oficial. La mirada que se propone en los párrafos siguientes pretende hacer asequible al lector las metáforas de los autores en una línea que establece un paralelo entre el relato de la creación y otros textos posteriores, con el proceso alquímico que permitiría formar un cuerpo de espíritu y luego alcanzar la inmortalidad. En este sentido, consideramos que el esfuerzo de revelar los códigos en que se encuentra escrita, la hace más consistente con la intención original del escritor.

En el primer relato de la creación, el mundo fue el resultado de un proceso de siete días, lo que nos indica un desarrollo que tiene siete etapas o momentos, o bien siete centros de transformación de energía en el cuerpo. En las líneas siguientes se irá relacionando estos dos tipos de planos: la creación de un mundo externo, material y la creación de un mundo interno, espiritual.

De acuerdo al Génesis, la primera tarea realizada por Yahvéh fue crear los cielos y la tierra: "En el principio creó Dios los cielos y la tierra. La tierra era algo caótico y vacío, y tinieblas cubrían la superficie del abismo, mientras el espíritu de Dios aleteaba sobre la superficie de las aguas."3

Siendo consistentes con la interpretación alquímica, podemos ver que en la creación del mundo, el texto nos señala en muy pocas palabras, tres cuestiones de primer orden: a) la dualidad cielo – tierra que representa en la anatomía sutil el cinabrio en la parte superior de la cabeza y el lugar de captación de energía bajo el ombligo, conocido como cinabrio inferior; b) el espíritu de dios, el cual representa la esencia contenida en la energía sexual y; c) que está se encuentra aleteando sobre las aguas, es decir, se encuentra en la parte inferior, en los genitales, desde donde debe ser destilada para ascender y dar inicio al trabajo alquímico.

La siguiente tarea que propone Yahvéh, es recoger y destilar esta energía "Dijo Dios: «Haya luz», y hubo luz. Vio Dios que la luz estaba bien y separó la luz de las tinieblas".4 Para luego proceder a la fijación de la energía. "Dijo Dios: "Acumúlense las aguas debajo de los cielos en una sola masa y aparezca suelo seco." Y así fue. Llamó Dios al suelo seco «tierra» y al cúmulo de las aguas llamó «mares». Y vio Dios que estaba bien".

La circulación de la energía requiere de técnicas específicas: una forma de meditación o contemplación, asociada a ejercicios respiratorios, a los cuales es posible encontrar referencias en Génesis 1,14 – 1,16 "Dijo Dios: "Haya lumbreras en el firmamento celeste para separar el día de la noche, y hagan de señales para las solemnidades, para los días y para los años, y hagan de lumbreras en el firmamento celeste para alumbrar sobre la tierra", Y así fue. Hizo, pues, Dios las dos lumbreras mayores: la lumbrera grande para dominio del día, y la lumbrera pequeña para dominio de la noche, y las estrellas." La lumbrera del día representa el ojo derecho y la lumbrera de la noche el ojo izquierdo, la tierra nuevamente representa el centro situado bajo el ombligo desde donde la energía se hace circular en forma retrograda.

Es posible también, encontrar equivalencias a técnicas específicas de meditación en la que ambos ojos se fijan en la base de la nariz según se señala p. ej. en "El Secreto de la Flor de Oro" y el "Tratado de Alquimia y Medicina Taoísta".5

En la creación del ser humano (Gen. 1,26 y 1,27) se deslizan dos importantes contenidos:
1.- el hombre es creado a imagen de dios con todo el potencial que esto encierra y,
2.- es creado macho y hembra, no se habla en parte del texto de la creación de dos seres, por lo que es correcto interpretar que el primer ser contenía dentro suyo los principios masculino y femenino.

El segundo relato de la creación sigue entregando antecedentes respecto al trabajo alquímico.
En Génesis 2,7 se dice "Entonces Yahvéh Dios formó al hombre con polvo del suelo, e insufló en sus narices aliento de vida, y resultó el hombre un ser viviente." Aludiendo a la segunda clave en la fijación y circulación de la energía, la respiración.

En las líneas siguientes el relato nos introduce en la creación del paraíso y su ubicación, junto al mundo material y a la vegetación contenida en él. Destacan entre la flora dos árboles muy particulares: el árbol de la vida6 y el árbol de la ciencia del bien y del mal. Yahvéh es preciso en cuanto a las indicaciones respecto a ellos.

"De cualquier árbol del jardín puedes comer, más del árbol de la ciencia del y del mal no comerás, porque el día que comieres de él, morirás sin remedio." 7

Como puede verse, la indicación inicialmente no excluye al árbol de la vida, por lo que, el hombre podía comer de él y obtener beneficios de sus frutos, en particular el de la inmortalidad.

Es la serpiente quien seduce a la mujer y le propone comer del árbol de la ciencia del bien y del mal. Nuevamente tenemos en este símbolo una alusión hermética; ya que como se sabe la serpiente representa la columna vertebral y en especial en la tradición tántrica del yoga hindú es la imagen con que se refiere al camino que sigue la energía. Cabe señalar, que antes de "La Caída", la serpiente no se arrastraba, es decir, se encontraba erguida, que es precisamente la expresión del tantra para señalar el inicio del trabajo, despertar la serpiente, la cual, se yergue e inicia el ascenso por susuma el canal central.

Los castigos que siguen a esta acción son severos, tanto para la serpiente, que en el futuro tendrá que arrastrarse; como para la mujer, quien tendrá: "Tantas fatigas cuantos sean tus partos: con trabajo parirás los hijos."8 Es decir para la mujer el sexo ya no será más un vehículo de realización espiritual, sino que estará orientado a la procreación. Lo cual se ratifica en el párrafo siguiente: "Hacia tu marido irá tu apetencia, y el te dominará"9 .

Sin embargo, el castigo más fuerte es para el hombre, al cual se le señala: "Con el sudor de tu rostro comerás el pan, hasta que vuelvas al suelo, pues de él fuiste tomado. Porque polvo eres y al polvo tornarás".10

Esto para evitar que: "¡He aquí que el hombre a venido a ser uno de nosotros, en cuanto a conocer el bien y el mal! Ahora, pues cuidado, no alargue su mano y tome del árbol de la vida y comiendo de él viva vida eterna"11 .

Adicionalmente y luego de haber expulsado al hombre Yahvéh decide poner "... delante del jardín de Edén querubines, y la llama de espada vibrante, para guardar el camino del árbol de la vida".12

El castigo de vida finita es nuevamente confirmado a los descendientes de Noé en el capítulo 6 del Génesis titulado "Los Hijos de Dios y las Hijas de los Hombres". En él se relata que los hijos de dios viendo que las hijas de los hombres les venían bien, las tomaron por mujeres13 , a lo cual Yahvéh reacciona "No permanecerá para siempre mi espíritu en el hombre, porque no es más que carne; que sus días sean ciento veinte años".14

Como puede verse hay una época en La Biblia, posterior incluso a la salida del paraíso, en que los hombres mantuvieron una comunicación privilegiada con el hacedor y, esto se traducía en capacidades de realizar actos extraordinarios, en una inusitada longevidad, e incluso en algunos casos, en desapariciones del mundo terrenal lo que llevaba a hablar de estos hombres como verdaderos inmortales Henoc, Elías, Moisés, Melquisedec, el Mesías, entre otros, son ejemplos de este último caso.

Es interesante la historia de uno de los héroes míticos de La Biblia, Sansón. Él, junto a Samuel y Juan El Bautista son hijos de madres inicialmente estériles y consagrados a dios, es decir, nazires.

La historia de Sansón junto a la de otros nazires se caracteriza, porque en los momentos previos a la gestación o durante el parto aparece un enviado que anticipa el rol futuro del niño por nacer y establece la observancia de reglas específicas de trabajo energético.

Moisés y la tradición egipcia

Temas interesantes

Hierbas Medicinales Sección de hierbas medicinales, técnicas de preparación, hierbas medicinales de uso frecuente.Sección hierbas medicinales mapuche.

Madame Blavatsky Famosa ocultista rusa, fundadora de la Sociedad Teosófica. Conocida como madame Blavatsky, Helena Petrovna Hahn

Gurdjieff Ocultista y esotérico ruso, uno de los más importante del s. XX. Los datos que se refieren a la primera etapa de su vida resultan vagos y misteriosos.

Krishnamurti Maestro espiritual, investigó la condición humana, buscando la libertad interior. Sugiere que el individuo se observe, de forma sincera y profunda.

Tés y bebidas refrescantes: Se Deliciosas bebidas refrescantes para los días calurosos y bebidas calientes para los días fríos.

Flores de Bach: Terapia creada por el médico y bacteriólogo inglés Edward Bach, en base a los principios etéreos de las flores.

 
Artículos relacionados

Hierbas Medicinales Completa sección con propiedades de las hierbas medicinales, técnicas de preparación, hierbas medicinales de uso frecuente.Sección hierbas medicinales mapuche.

Manual de Budismo Qué es el Budismo, Budismo Zen, datos biográficos del Buda histórico, historia del Budismo, principios del Budismo.

Orígenes del Tarot: El tarot es quizás el oráculo más utilizado junto a la astrología y hasta hoy sus orígenes son inciertos. Algunos lo consideran una versión del Libro de Tot con raíces en el antiguo Egipto, además de ésta existen múltiples versiones que intentan explicar su fuente originaria, algunas más razonables que otras..

El Tao de la Cibernética de Raúl Encina T. Siguiendo la línea de El Tao de la Física de F. Capra, síntesis y paralelo entre las teorías científicas más actuales y las tradiciones espirituales de oriente.



taller de sexualidad


Todos los derechos reservados © ecovisiones 2017